Parpadeaste y se fue la mitad del año 2014. Te sientas a reflexionar sobre la casi centena de películas de este año que has visto, y para tu sorpresa, logras confeccionar una lista bastante satisfactoria. De hecho, esta lista podría funcionar como lista final cualquier otro año, pero no este; el 2014 será un año especial.

Tan temprano como en febrero – mes que junto a enero usualmente se utiliza como vertedero cinematográfico – disfrutaste del primer gran logro del año con The LEGO Movie, seguida por títulos menos populares como Nymphomaniac del controversial Lars von Trier, la colorida The Grand Budapest Hotel y hasta la comiquísima Neighbors.

El verano, por su parte, trajo consigo un gran balance entre buen cine independiente y películas de verano que llenaron las expectativas de los que no se conforman con lo usual. Desde la hipnotizante Under the Skin hasta la divertidísima película de ciencia ficción Edge of Tomorrow, la mitad del verano cumplió su propósito; entretenerte mientras devoras una bolsa de palomitas de maíz y el refresco más grande que puedes comprar. Unos se montaron en el auto de Scarlett Johansson mientras otros lloraban la muerte de Augustus Waters. Schmidt y Jenko secaron tus lágrimas, en sentido figurado por supuesto, mientras Hiccup y Toothless te ablandaron el corazón una vez más.

A continuación, mis diez películas favoritas de lo que va de año, con la excepción de algunos título que tuve la oportunidad de ver pero no han estrenado en Puerto Rico.

10. The LEGO Movie

The LEGO Movie es el emplazamiento publicitario o “product placement” más divertido que haya llegado al cine en los últimos años. Lo perdonamos porque The LEGO Movie está consciente de lo que es, y no lo esconde. De hecho, lo acoge y hasta lo parodia. ¿Cómo no amar una película que te divierte hasta el cansancio y aún encuentra espacio para una sutil crítica social? Es que la película es también el perfecto ejemplo de un blockbuster inteligente, pues no solo complace a los pequeños, sino que también se acuerda de nosotros los grandes, así como lo hizo Pixar con Toy Story 3.

9. The Fault in Our Stars

Cuando la premisa de tu historia incluye a dos personajes principales sufriendo de enfermedades terminales, y es bastante obvio que al menos uno de ellos no llegará hasta el final, ¿cómo logras que el clímax tenga el mismo efecto que uno que llega por sorpresa? Cuando finalmente llega el momento que todos esperaban y el llanto se apodera de las salas de cine, es evidente que no se trata de este momento, si no del viaje para llegar aquí, y ahí es donde The Fault in Our Stars trasciende la trágica historia de amor para jóvenes adultos que muchos esperaban.

8. 22 Jump Street

“It’s the same case. Do the same thing”, le grita el capitán Dickson (Ice cube) a los oficiales Schmidt (Jonah Hill) y Jenko (Channing Tatum) una vez comienzan a desviarse de su plan de trabajo en 22 Jump Street, una secuela que se aferra a la misma fórmula de la primera película, pero al estar consciente de ello, se convierte en una reflexión sobre las secuelas y sus tantos clichés. Pero esto no es lo único que la diferencia de otras secuelas, pues la cinta también cuenta con un repertorio de chistes tan frescos y seguidos que las risas que genera uno permiten escuchar el próximo. Además, cuando es necesario, la película reconoce que es momento de desviarse de la fórmula y traer algo nuevo a la mesa y es aquí donde 22 Jump Street se convierte en la mejor secuela sobre secuelas que haya llegado al cine.

7. Chef

Sólo Jon Favreau puede casarse con Sofía Vergara, mantener un romance con Scarlett Johansson y salirse con la suya, y es que Chef es tan divertida que se lo perdonamos. La trama de Chef no viene a romper barreras, tampoco sus actuaciones. El secreto de Chef está en el detalle, minuciosamente trabajando por Jon Favreau, y es evidente que el director domina el material que trabaja aquí. Llámenlo “dream project” o proyecto personal (todo cineasta tiene uno), pero la realidad es que Chef falla en poco mientras deleita pupilas y te hace la boca agua con su #foodporn.

6. Edge of Tomorrow

El título de Mejor Película de Ciencia Ficción del Año pertenece, hasta ahora, a la simple pero efectiva Edge of Tomorrow. Un perfecto balance entre acción, humor y una historia cautivador es lo único que hace falta para funcionar como una película de verano, cuyo propósito debe ser entretener.

5. How to Train Your Dragon 2

Con la excepción de uno o dos huevos podridos, el verano ha sido uno de los mejores para secuelas. De hecho, me atrevería a decir que la secuela de How to Train Your Dragon es hasta superior a la primera, partiendo del diseño y desarrollo de los personajes, complementado por una historia conmovedora y visuales extraordinarios.

 4. The Grand Budapest Hotel

Tal como lo ha hecho en sus filmes anteriores, Anderson desarrolla un extenso grupo de personajes dentro de una historia que no parece formar parte de la realidad. Aún así, logra, mediante una rápida e ingeniosa narrativa, que los personajes permanezcan bastante anclados a la realidad. No podía faltar el impresionante elenco en una película de Wes Anderson, que me atrevo a decir crece con cada una de sus películas. Ralph Fiennes, Jeff Goldblum, Tilda Swinton, Tom Wilkinson y Jason Schwartzman son solo algunas de las caras que reconocerás – unas más que otras – en The Grand Budapest Hotel.

3. Nymphomaniac

Dividida en dos partes, Nymphomaniac de Lars von Trier explora la sexualidad de la mujer través de Joe (Stacey Martin/Charlotte Gainsbourg), una mujer que narra la evolución de su sexualidad. Desde su adolescencia precoz hasta etapas de rehabilitación, Von Trier utiliza la sexualidad de Joe para reírse en la cara de las marginaciones dirigidas a la mujer y su cuerpo.

2. Enemy

Del director de Prisoners (2013), Enemy es una de esas películas que no abandona tu mente y te invita a descomponerla para un mejor análisis, siempre y cuando esto sea la tuyo. En la película, Jake Gyllenhaal personifica a un hombre en la búsqueda de su doble tras haberlo visto en una película, lo que abre paso a una extraña relación entre dos hombres que parecen ser la misma persona.

1. Under the Skin

Una hipnotizante cinematografía y una banda sonora que evoluciona a la par con la historia, lo más reciente del director Jonathan Glazer (Sexy Beast) coloca frente a nosotras a un extraterrestre en cuerpo de una voluptuosa mujer (Scarlett Johansson) que seduce hombres solitarios y desaparece sus cuerpos. En el proceso, la misteriosa mujer comienza a experimentar sentimientos ajenos a ella que estimulan un deseo de incorporarse a la sociedad como otro humano más, que eventualmente la lleva a un perturbador descubrimiento.