A password will be e-mailed to you.

Un niño embarca en una aventura fantástica para salvar a su madre en el debut como director del actor David Oyelowo (Selma).

Muchas películas han tratado de combinar la pérdida con la fantasía. “The Water Man”, la primera película de David Oyelowo en la silla de director, evoca propuestas similares como “What Dreams May Come” y la reciente “A Monster Calls” de Juan Antonio Bayona. En ocasiones, la película incluso parece emular el compañerismo de “Bridge to Terabithia”. Esta última, al igual que “The Water Man”, es el tipo de historia conmovedora con toques de fantasía que están en peligro de extinción. El hecho de que nos llegue bajo la dirección de un hombre afroeuropeo y un elenco mayormente afroamericano la hacen una rareza aún más grande.

Lonnie Chavis de “This is Us” interpreta a Gunner Boone, un niño de 11 años que desde el primer acto de la película se nos revela tiene un lado blando para las historias de fantasía.  El joven ansioso incluso trabaja en su propia novela gráfica, hasta que es parcialmente arruinada por su estresado padre, interpretado por Oyelowo. Poco después descubrimos que su madre, Mary (Rosario Dawson), enfrenta un diagnóstico de cáncer y hace todo lo posible por ocultar sus síntomas frente a su hijo. Sin embargo, Gunner ha leído lo suficiente como para reconocer lo que está sucediendo, y también hace todo lo que tiene a su alcance para ayudar a su madre enferma. Esto incluye leer libros de medicina y sugerirle a la enfermera qué medicamentos funcionarían “mejor” para su madre. La enfermera descarta la sugerencia desesperada del niño, pero no la audiencia. 

Este es el tipo de inocencia con la que trabaja Oyelowo en su debut, el cual toma un giro pseudo-fantástico al momento en que Gunner agota sus opciones. Aquí comienza su búsqueda de The Water Man, el protagonista de una leyenda y supuesto poseedor de una piedra capaz de traer a los muertos de vuelta a la vida. O al menos eso asegura el sepulturero local (Alfred Molina en una breve pero placentera aparición), cuyo padre dedicó su vida en buscar esta figura elusiva. Según cuenta la leyenda urbana, The Water Man alguna vez fue un minero llamado Edward Schaal, quien fue arrastrado por corrientes de agua mientras dormía junto a su esposa el mismo día en que descubrió una piedra misteriosa en una excavación. Siendo el único sobreviviente de la inundación en su comunidad y convencido de que la piedra lo había mantenido con vida, Schaal aún busca los restos de su esposa en el bosque con la esperanza de revivirla, pero su paradero sigue siendo un misterio.

Con espada de samurai en mano para enfrentar los horrores del bosque y con la compañía de una intimidante adolescente (Miah Miller) que asegura conocer el camino, Gunner se interna en el peligroso bosque en búsqueda de una cura para la leucemia de su madre. El camino es menos fantástico de lo que habríamos anticipado, pero la conmovedora música original de Peter Baert, los elementos místicos que adornan la historia y un sentido de aventura y valentía que transportan al cine de los ochenta son dignos de destacar.

El debut de Oyelowo es admirable, aunque nunca llega a la altura creativa de la excelente propuesta de Juan Antonio Bayona. La película tampoco tira de las cuerdas del corazón necesarias para provocar una reacción emotiva. Pero esa tampoco es la meta de Oyelowo, quien contiene su historia lo suficiente como para complacer a adultos lo suficiente sin tener que excluir o espantar a pequeños. Este es un enorme reto para una película que coloca a un niño de 11 años cara a cara con el concepto de mortalidad, no solo en una, sino en varias ocasiones. La última, en el tercer acto de la película, es un gancho de izquierda que arroja luz a un asunto actual de importancia.

Cuando haya finalizado “The Water Man” no habrás sido testigo de nada necesariamente especial o nuevo, aunque sí lo suficientemente admirable como para anticipar lo próximo de un talento establecido que, al igual que su personaje principal aquí, se ha aventurado hacia lo parcialmente desconocido.

“The Water Man” tuvo su estreno en el Festival Internacional de Cine de Toronto, pero aún no tiene fecha de estreno en cines regulares.

TIFF Review: The Water Man
3.0Overall Score
Reader Rating 0 Votes